MENÚ
Visión, oído y motricidad
El 95% de la información necesaria para conducir la percibimos a través de la vista. Mantenerla saludable y bien graduada es imprescindible para nuestra seguridad.

Agudeza visual

La miopía (dificultad para ver bien los objetos lejanos) y la hipermetropía (dificultad para ver bien los objetos cercanos) son las dos disfunciones visuales más comunes.

La presbicia o vista cansada se inicia a partir de los 40 o 45 años y provoca una pérdida de capacidad de enfoque y de nitidez en la visión de cerca.

Un oftalmólogo evaluará tu agudeza visual cuando vayas a renovar el permiso de conducir.

CONSEJO

Hazte una revisión oftalmológica anual que contemple todas las capacidades visuales implicadas en la conducción y adopta las medidas correctivas –gafas, lentes de contacto, etc.– que te indique el facultativo.


Al navegar por este sitio aceptas el uso de cookies propias y de terceros para análisis, contenido personalizado y publicidad. Saber más.